Llevando la casa a cuestas – ¿Qué llevar contigo?

Vale, has tomado la decisión, poco a poco te vas deshaciendo de obligaciones y te notas menos pesado… Sin embargo, hay algo con lo que vas a tener que cargar (y mucho) allá por donde camines. Es tu mejor amiga, es tu casa, es tu mochila.

Si algo aprendí durante mis anteriores viajes es que ir cargada con muchísima ropa no tiene ni el más mínimo sentido. Al final siempre te acabas poniendo lo mismo y llegas a la conclusión de que una mochila para una semana es exactamente la misma que para tres… O para un viaje de solo ida.

Hoy voy a desvelar lo que hay en mi casa o, mejor, en mis dos pequeñas moradas con las que cargo cada día.

No facturé ninguna de las dos en mi vuelo Málaga-Bangkok y es que la grande pesa unos 8 kilos mientras que la pequeña rondaba los 5, ya que entre el material tecnológico y los libros que llevaba no tenía más remedio. La hermana menor es la que llevo conmigo cuando la otra se queda en el hostel de turno y es un auténtico arsenal de emergencia para cada cosa que me pueda pasar durante el día.

Por tamaños, la grande la compré hace cuatro años en Filipinas y no recuerdo cuántos litros puede contener pero calculo que unos 50. En cambio, la pequeña, de Decathlon es de 20 litros. Creo que llevo un balance más o menos bueno y que no echo en falta más espacio.

Ojo que esto no pretende ser una biblia, solo pretendo contar mi experiencia, que puede servir a alguno que otro que se vaya a aventurar por el mundo. También hay que considerar que llevo lo justo para climas de veranos y primaverales, nada de ropa de invierno, por lo que habría que tener otro tipo de vestimentas si me hubiese dado por adentrarme en el frío.

Mi consejo es que no te agobies, en el mundo hay de todo para comprar. Y eso es lo que hice yo, muchas de las cosas del apartado de cachivaches las compré en Bangkok seguramente más baratas de lo que me hubieran costado en España.

Las dos compañeras

Las dos compañeras

Vamos allá, cotilleo, ¿qué hay en mi mochila?

Empecemos por la grande, que puedo dividir en tres apartados:

A) Ropa:
2 mallas: puedes usarlas solas o ponerlas debajo de otro pantalón si hace más frío.
1 pañuelo: en los autobuses o trenes suele hacer bastante frío… También sirve de pareo o toalla playera.
1 pantalón corto
1 pantalón desmontable
1 pantalón largo de algodón
1 pantalón de pijama
1 forro polar fino
1 polar
1 rebeca
8 camisetas
1 vestido playero
1 vestido para cuando se quiere ir más arreglada
1 falda
3 bikinis
2 sujetadores comunes y 1 de deporte
5 piezas de ropa interior
3 pares de calcetines
1 impermeable que compré en un mercadillo hace unos días

B) Calzado:
1 botas de trekking con GORETEX
1 zapatillas de calle/correr
1 sandalias de travesía: hice una buena inversión comprando unas de cuero de la marca Columbia. No me patrocinan pero es que verdaderamente son buenas.

C) Cachivaches varios:
1 saco sábana: este invento salva de muchas pesadillas cuando duermes en sitios poco higiénicos…
1 pastillas potabilizadoras de agua
1 adaptador de enchufes universal
1 linterna
1 toalla de secado rápido
1 candado de combinación: ideal para hostels o para estar más seguro en aquellas habitaciones que se cierran con candado.
1 botiquín: del que os hablo más adelante
1 forro protector de la lluvia para la mochila
1 neceser: aquí que cada uno lleve lo que sus cuidados personales precisen…
1 bolsa lavadora: fue el regalo de mis ex-compañeras de trabajo. Es una bolsa que sirve para lavar la ropa como si fuese una pila. Además, hace las veces de bolsa acuática cuando se va a la playa.
1 riñonera-monedero para llevar el dinero y los documentos importantes contigo
1 gafas de buceo: para mí importantes y así no tener que estar alquilando cuando quieres hacer esnórquel.

Lo que hay en mi mochila

Lo que hay en mi mochila

La pequeñita pero matona contiene esos aparatos que tanto pesan pero que hacen que pueda estar compartiendo lo que veo y que pueda recordarlo en el futuro:

1 Canon EOS 60D
1 objetivo Sigma 17-50
1 objetivo Canon 75-300
2 Tarjetas de memoria de 16 gigas
1 GoPro Hero 3
1 palo para GoPro
1 mini trípode
1 batería portátil (comprada en el centro comercial Pantip Plaza de Bangkok)
1 tablet Nexus 10
1 teclado portátil inalámbrico
1 disco duro portátil de 2 TB
1 USB adaptador de tarjetas de memoria
1 pendrive
1 auriculares
1 iPhone 5

Tecnología en el viaje

Tecnología en el viaje

La decisión de no llevar portátil fue dura y aún la sopeso pero por ahora estoy contenta con los aparatos que llevo, que me permiten hasta caminar en el mundo del blogueo.

¿Mucho? ¿Poco? Yo solo sé que tengo lo suficiente para sobrevivir…

¿Qué es lo que tú te llevarías? ¿Echas algo de menos?

 PD.: Mis disculpas porque estas no son las mejores fotos del mundo pero poco podía hacer con la colcha horrorosa de mi habitación en Pai (Tailandia).

Compartir es regalar amor...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn